Desde Congo


Queridas hermanas y querid@s amig@s: nos acercamos a ustedes para compartirles lo que hemos vivido en estos últimos días.

Celebración de la Eucaristía
El primero de mayo, las dos comunidades de Lubumbashi y los laicos josefinos, celebramos la fiesta de San José obrero y el 180 aniversario del nacimiento de nuestro fundador Francisco Butinyà.  

En la monición de entrada de la Eucaristía se nos recordaba la figura de san José, creyente fiel, que al lado de Jesús y María nos enseña a unir la oración y el trabajo y a santificarnos en el trabajo. También se hizo referencia al padre Francisco Butinyà, hombre profundamente humano, jesuita fiel, creativo y audaz, apóstol de las clases obreras.

En la homilía se nos invitó a cuestionarnos nuestra manera de vivir el trabajo y de hacer frente a los grandes desafíos que aquejan hoy al mundo trabajador pobre, especialmente en nuestro país.


Después de la Eucaristía compartimos la mesa en un
Momento de compartir la mesa
espacio de alegría y de estrechar vínculos expresando nuestro deseo de crecer como familia josefina y de ayudarnos a vivir nuestra vocación común.

El 17 de mayo la comunidad- taller de Kashobwe abrió sus puertas para acoger un encuentro de jóvenes de diferentes parroquias, hemos querido ofrecerles un espacio de reflexión, crecimiento humano y cristiano.
El encuentro fue preparado entre las dos comunidades de Lubumbashi, participaron 9 jóvenes y nos acompañaron las novicias y la pre- novicia.

En la primera parte de la mañana reflexionaron sobre un tema de conocimiento de sí mismas y de la necesidad de tomar la vida en sus propias manos.

Por la tarde vieron un vídeo sobre el sacramento de la Eucaristía que nos cuestiona sobre nuestro compromiso cristiano.

El ambiente fue de mucha alegría y las jóvenes quedaron muy animadas para continuar con estos encuentros.

Grupo de participantes

Grupo de participantes

Trabajo en grupos

Trabajo en grupos


                                         





1 comentario:

  1. Gracias hermanas por hacernos participes de la vida de la Congregación en esas tierras. Nos alegra los esfuerzos por la Pastoral Vocacional en la dimensión laical del Carisma y en la dimensión de Vida Consagrada. Es un buen grupo, adelante con esa tarea, desde aquí nuestrras oraciones y cercanía

    ResponderEliminar